Organizaciones ambientales expusieron en Comisión de C. de Diputados rechazando proyecto hidroeléctrico en Río San Pedro (Valdivia)

Un conflicto que se arrastra por más de doce años, desde que la empresa Colbún presentó por primera vez su propuesta para instalar una mega central hidroeléctrica en el Río San Pedro, región de Los Ríos: cuatro intentos fallidos, obras paralizadas, más de 3 mil observaciones ciudadanas y cerca de 500 emitidas por servicios públicos. Actualmente, en etapa de Evaluación Ambiental.

La Mesa Ciudadana de Defensa del Río San Pedro, integrada por distintas organizaciones ambientales, expuso hoy en la Comisión de Medio Ambiente de la Cámara de Diputados sus argumentos en rechazo a la ejecución de este proyecto de la familia Matte, considerado altamente peligroso y calificado por científicos de la Universidad Austral de Chile como riesgoso, deficiente e inviable.

“Hay un amplio rechazo ciudadano y de autoridades hacia este proyecto pero Colbún sigue insistiendo y por lo tanto nosotros seguiremos defendiendo nuestro territorio. El impacto que podría generar es incalculable, no sólo al medioambiente, sino también, a la economía de las comunas que viven del ecoturismo en esa zona. Es un proyecto de alto riesgo de catástrofe para toda la cuenca, que involucra a las comunas de Panguipulli, Los Lagos, Máfil, Valdivia y Corral”, recalcó Vicente Gómez, miembro de la mesa ciudadana.

La central hidroeléctrica considera la construcción de una represa con generación de 170 MW de energía, una subestación eléctrica, línea de transmisión de alta tensión de 40 km de longitud y un embalse de 12.5 kilómetros de largo. Pretende instalarse en una zona con historia geológica conocida por grandes deslizamientos de laderas y terrenos inestables, donde se produjo el llamado “Riñihuaso” tras el terremoto del 60, con derrumbes que taparon el río y provocaron inundaciones que afectaron a varias comunas del territorio.

“Este megaproyecto inundaría 282 hectáreas de bosque templado lluvioso; va a generar conflictos con comunidades Mapuche por inundar sitios sagrados; y además, afectaría gravemente el desarrollo económico de la cuenca”, aseguraron los exponentes, recalcando que la iniciativa “ha sido rechazada cada vez que se vuelve a presentar, desde 2007 hasta hoy, siempre con un rechazo transversal en la ciudadanía, organizaciones y autoridades”

Tras los expuesto por la mesa ciudadana, la Comisión acordó solicitar un oficio a Sernageomín: “Ya conocemos los impactos negativos que tienen las represas por eso estamos en contra de estos proyectos faraónicos y vamos a colaborar con la comunidad solicitando a Sernageomín que explique aquí los riesgos geológicos del proyecto. El país necesita otros tipos de energía, explorar otras fuentes con eficiencia energética”, señaló el diputado ecologista Félix González, presidente de la Comisión de Medioambiente de la Cámara de Diputados.

En tanto, el 30 de septiembre, Colbún deberá dar respuesta a las 503 observaciones realizadas por los servicios públicos que participan de la Evaluación Ambiental

Facebook Comments